MARRAKECH y FEZ

Marrakech es una de las ciudades más importantes de Marruecos. Cuenta con 1 545 541 habitantes y se ubica al pie del Atlas, a 466 msnm de altura. Posee numerosos monumentos patrimonio de la Humanidad. Es, junto a Mequinez, Fez y Rabat, una de las cuatro ciudades imperiales de Marruecos. Fue fundada en 1062 por los almorávides y fue la capital del Imperio islámico. La ciudad posee el mercado tradicional (suq) más grande del país y una de las plazas más concurridas de África y del mundo, Djemaa el Fna es la plaza donde se citan acróbatas, cuenta-cuentos, vendedores de agua, bailarines y músicos. Por la noche, la plaza se llena de puestos de comida, convirtiéndose en un gran restaurante al aire libre. Como otras ciudades imperiales marroquíes, Marrakech está dividida fundamentalmente en dos partes: el centro con la gran Medina o ciudad vieja, rodeada de espectaculares bastiones de tierra roja, y, fuera de las murallas, la ville nouvelle o ciudad nueva, construida por los franceses en los años del dominio colonial y en continua expansión. La ciudad vieja y la nueva son entidades administrativas separadas, gobernadas en parte por reglas distintas: en la Medina el alcohol está prohibido y los edificios no pueden superar los tres pisos de altura. En cambio, sirve para toda Marrakech la regla según la cual el exterior de los edificios tiene que ser rojo-ocre, el color natural de la tierra local, usada tradicionalmente como material de construcción. De ahí su sobrenombre de "ciudad roja". La Medina de Marrakech está llena de antiguos palacios y mezquitas, que como es costumbre en Marruecos, no están abiertas a los no musulmanes. Su lugar más emblemático es la gran plaza de Jamaa el Fna. Al oeste de los bastiones de la Medina se extiende la ville nouvelle, con los barrios de Guéliz e Hivernage; la arteria principal es la Avenue Mohammed V, una amplia avenida arbolada que desemboca junto a una de las puertas de la ciudad vieja. En dirección este, finalmente, se encuentra el barrio residencial de la Palmeraie, una zona semidesértica llena de palmeras que en los últimos años se ha llenado de edificios. La mezquita de la Kotubia es famosa sobre todo por su minarete de base cuadrada, que hizo construir Yacoub el Mansour a fines del siglo XII, que representó el modelo de referencia para la Giralda de Sevilla, y para la Torre Hasan en Rabat. La torre es el edificio más alto de Marrakech y con sus 77 metros de altura domina la Medina, pudiéndose ver a distancia cuando se llega a la ciudad.

Fez es la tercera ciudad de Marruecos, después de Casablanca y Rabat, con una población de 1 968 150 habitantes según el censo de 2010. Es la capital del islam en Marruecos, de la región de Fez-Bulmán y de la prefectura de Fez. Está situada en la región antiguamente llamada Hispania Nova. Es una de las cuatro ciudades llamadas imperiales junto a Marrakech, Mequinez y Rabat. En Marruecos está considerada como el centro religioso y cultural del país. Su universidad, famosa por el estudio del árabe y la religión musulmana, la convierte en punto de paso de un gran número de estudiantes marroquíes. La ciudad se divide en tres zonas, Fès el-Bali, la zona antigua, dentro de las murallas, Fès el-Jdid, la zona nueva, donde se encuentra la Mellah, el barrio judío, y la Ville Nouvelle (Ciudad Nueva), la zona más amplia, creada durante la colonia francesa, en el sur de la ciudad. La medina de Fez el-Bali, la mayor de las dos de la ciudad, es la mayor zona peatonal del mundo, y fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1981.

Los Riad a Marrakech

El encanto de dormir en un Riad de la Medina

En tu viaje a Marruecos, a la hora de buscar alojamiento tienes la oportunidad de vivir en el ambiente más típico de la ciudad optando por el alojamiento en un riad dentro de la Medina. Evidentemente, Marruecos te ofrece grandes y excelentes hoteles de cuatro y cinco estrellas, con muy buena relación calidad/precio. Pero, sin duda, la mejor forma de vivir el ambiente de ciudades tan exótica como las de Marruecos es optar por alojarte en un riad. Los riad son el equivalente a una versión urbana de las casas rurales de España. Situados en los barrios históricos de las Medinas , son casas típicas de dicho barrio que han sido reconvertidas en un pequeño establecimiento hostelero. Todos los Riads elegidos para nuestros Tours, tienen baño privado y aria acondicionada. Habitaciones limpias, comodas y con todos los servicios necesarios, segùn la categoria que eliges, para poderte relajar y disfrutar de tus vacaciones.

Qué es un Riad

El riad, que en árabe significa jardín, se define por un patio interior, alrededor del cual se distribuyen las habitaciones y algunas zonas comunes. Es precisamente este patio interior el que suele caracterizar el alojamiento, y suele estar decorado con mosaicos y plantas e, incluso en alguna ocasión, referencias al agua, como una fuente o incluso una piscina. Suelen tener dos o tres plantas como mucho, y disponen de un reducido número de habitaciones (alrededor de cinco). A algunos de vosotros, sobre todo si sois de Andalucía, os vendrá a la mente la idea de las casas patio al describir qué es un riad, y desde luego no se trata de una asociación gratuita; más bien es otra muestra más del patrimonio heredado de la cultura musulmana. 

Nuestro Riad

Riad en Marrakech